LECTURA FÁCIL
Recursos para la familia autista | Familia en el Espectro

 

Hermanos

Ser hermano o hermana 

de una persona autista 

es una experiencia única. 

Muchos hermanos o hermanas 

tienen experiencias similares

o diferentes.

 

Unos piensan que tener 

un hermano o hermana autista 

es un regalo.

Otros piensan que es muy difícil. 

Los sentimientos pueden cambiar 

según el momento. 

 

Tener un hermano o hermana autista 

tiene alegrías y desafíos. 

Puedes sentir mucho amor 

por tu hermano o hermana autista.

Puedes sentir que eres la persona 

que mejor lo o la entiende. 

Puedes disfrutar jugar o estar 

con tu hermano o hermana autista.

Puedes sentirte más confiado 

para enfrentar situaciones difíciles.

 

Puedes tener muchos sentimientos

por tu hermano o hermana autista,

algunas veces te puedes sentir triste,

avergonzado o enojado.

También puedes sentir celos 

o sentirte solo.

 

Puedes sentir 

que tu hermano o hermana autista 

es tu responsabilidad.

Esto no te ocurre solo a ti. 

Es importante que se lo digas a alguien.

 

Aquí presentamos estrategias

para que tú o tus papás

se sientan mejor:

 

1.- Explica a tus hijos acerca del autismo. 

Saber más del autismo

ayuda a entender mejor 

a su hermano o hermana autista. 

Habla del autismo en un lenguaje simple,

que puedan entender según su edad.

 

2.- Juega con tus hijos o hijas, 

al jugar se sienten importantes 

y su autoestima será mejor. 

Se sentirán parte de la familia, 

por ejemplo, pueden ir a la plaza, 

leer un cuento antes de dormir 

o ver una película. 

Escúchalo o escúchala 

cuando te quiera contar algo. 

 

3.- Es bueno conversar de sus emociones, 

que las nombren y validen.

Habla sobre tus propias emociones. 

 

4.- Realiza actividades que tus hijos o hijas 

disfruten juntos.

 

5.- Qué tus hijos e hijas realicen actividades 

y responsabilidades adecuadas para su edad. 

Tu hijo o hija no es el cuidador o terapéuta 

de su hermano o hermana autista. 

 

6.- Respeta el espacio de tus hijos. 

Realiza actividades grupales,

por ejemplo, ir a un taller de fútbol o danza.

 

7.- Tus hijos o hijas deben sentir 

que su casa es un lugar seguro. 

Algunas personas autistas 

pueden tener conductas agresivas.

Lleva a tus otros hijos o hijas 

a un lugar seguro de la casa. 

Enséñale a tus hijos o hijas 

cómo reaccionar en esas situaciones.

 

8.- Mantiene reglas iguales 

para tus hijos o hijas en la casa.

Todos deben sentir 

que tienen el mismo trato.

 

9.- Busca apoyo en familias 

con hijos o hijas con autismo.

Busca ayuda en otros integrantes 

de tu familia.

Busca ayuda profesional.

Contáctanos

4 + 1 =

Más información

Teléfono +562 26731206
Mail: contacto@explorautismo.cl
Dirección: Monseñor Álvaro del Portillo 12455
www.explorautismo.cl

Financia

Realiza

Colabora

Colabora